21 jul. 2010

El Argentino A se pone firme


No hubo respuestas favorables y el Argentino A entró en un camino sinuoso, donde por el momento no se advierten salidas claras.
Ayer, 23 de los 24 clubes de la tercera categoría del fútbol argentino se reunieron en Buenos Aires con el fin de obtener una respuesta al pedido que habían realizado la semana pasada, cuando solicitaron que se equipare el monto económico que reciben los clubes de la B Metropolitana.
En la actualidad, los equipos directamente afiliados a la Asociación del Fútbol Argentino reciben 35 de los 600 millones de pesos que el Gobierno nacional destina a dicho deporte, mientras que hay sólo 12 millones para los 72 clubes que forman parte del torneo Argentino A y B.
En este sentido, el pasado miércoles se reunieron en Capital Federal todos los delegados de los diferentes clubes del Argentino A con el objetivo de que se equiparen los montos, fundamentalmente porque los conjuntos del interior del país recorren mayores distancias, juegan más partidos y realizan mayores inversiones.
Pero ayer llegó la peor respuesta. "La plata ya está repartida en todas las categorías y no hay forma de aumentar los números", le afirmó a este medio una importante fuente presente en el escenario del cónclave.
Así las cosas, la conformación de zonas, el formato de disputa y el fixture de la temporada que debía comenzar el próximo 22 de agosto quedaron sólo en buenas intenciones, ya que lo primordial no se pudo solucionar.
"Necesitamos un subsidio porque así no podemos jugar", le aseguró Daniel Borges, delegado de Huracán de Tres Arroyos, a El Territorio segundos después de terminada la reunión.
"Suben los precios de los kilómetros que recorren los micros, aumentan las distancias, los contratos, la indumentaria, los sueldos, todos sube, menos el monto que reciben los clubes del Argentino A", añadió.
No obstante, el dirigente se mostró confiado en que Julio Grondona interceda ante la presidente Kirchner para lograr mejorar esos números. "Confeccionamos una nota y queremos que llegue a la presidente, necesitamos una solución porque en estas condiciones se hace imposible poder jugar", agregó.
Hoy por hoy, cada entidad del Argentino A recibe 22.700 pesos mensuales, cifra seis veces menor a la que perciben los de la B Metropolitana. Sobre este punto, el directivo fue contundente: "Vamos a pelear por un piso de 80 mil pesos por club; si no, ya nos pusimos de acuerdo todos los clubes que no vamos a empezar el torneo".
Lo peor de todo es que desde el Consejo Federal confiaban en lograr, no equiparar el monto, pero al menos conseguir un aumento, que permita encarar con mayor tranquilidad la competencia que otorga un solo ascenso y una promoción a la Primera B Nacional.
Después de lo sucedido ayer, el inicio del Argentino A está más en dudas que nunca, aunque los dirigentes esperan llegar a buen puerto y obtener una respuesta positiva el próximo miércoles, cuando vuelvan a reunirse para analizar la nueva oferta, si es que la hay. Por ahora, en el horizonte sólo hay nubes oscuras.

No hay comentarios:

Publicar un comentario